¿Porqué no eres especial?

 

Una de las circunstancias más frecuentes en los empresarios y profesionales es el sentimiento de culpabilidad por no ser capaces de llegar a todo: negocio, familia, amigos, hobbies…

Esto va acompañado normalmente de resultados por debajo de los objetivos y muchas horas de trabajo para intentar llegar a las cifras previstas.

Lo voy a decir muy claro, para que lo sepas: no eres especial.

El origen de todo esto no es el mercado, ni la crisis, ni tu equipo, ni el gobierno, ni la falta de tiempo, ni la competencia, ni siquiera tú.

Bueno, un poco si eres tú, pero porque las personas tenemos tendencia a actuar de una manera inconsciente y, claro, no nos damos cuenta de lo que estamos haciendo porque para eso es inconsciencia.

Piensa en el día de hoy. ¿Qué tal te fue?

Continuar leyendo “¿Porqué no eres especial?”

Anuncios

5 claves que nunca aprenderás en la universidad o en una escuela de negocios

services03

Resulta sorprendente, pero es cierto. En mis 40 años de profesional y empresario he aprendido, más veces de las que me hubiese gustado a base de “coscorrones”, algunas reglas fundamentales para tener éxito en los negocios. Ninguna de estas lecciones que compartiré contigo eran materia de asignaturas en la universidad y tan solo se pasaba por encima de ellas, muy levemente, como una pista más para montar el juego, en las escuelas de negocios. Pero lo cierto es que sin estas sencillas claves, no es posible alcanzar la excelencia, ni siquiera llegar a los objetivos, la mayoría de las veces incluso hay que pagar elevados e innecesarios precios.

Continuar leyendo “5 claves que nunca aprenderás en la universidad o en una escuela de negocios”

Acerca de la delegación

Hay una frase que resuena en mi cabeza cuando hablamos de delegación: no hay empresarios fracasados, solo hay empresarios que no supieron delegar eficazmente.

Sabemos que hay dos cosas que las personas son capaces de cambiar por cualquier otra cosa, incluso sexo o dinero, son el éxito y el reconocimiento. Es curioso observar, a pesar de habernos hecho mayores, que seguimos siendo como niños. Alcanzamos el mayor nivel de satisfacción personal cuando hemos conseguido montar el puzzle o la estructura de meccano, o tener la mesa para una merienda de muñecas perfectamente montada. Y alcanzamos el máximo de placer cuando papá o mamá elogian el buen trabajo realizado. No tiene precio.

Continuar leyendo “Acerca de la delegación”

Hábitos con el teléfono móvil

retrato_de_los_anos_60_de_los_anos_50_del_hombre_d_funda-rdf7b3c9888df41ea85305a2b4ed9e918_a4uo6_8byvr_512

Hablando con un cliente sobre la dificultad de implantar en el día a día hábitos productivos en el uso del teléfono móvil hemos fijado 5 metas diferentes:

1ª/ (Ya que hace unos años no existía el móvil) vamos a apagarlo en las reuniones (no dejarlo en reunión, sino en silencio, modo avión o apagado)

2ª/ contestar a todas las llamadas perdidas tras la reunión.

3ª/ apuntar durante una semana todas las llamada recibidas con nombre y duración, determinar cuantas han supuesto interrupciones y fijar una acción concreta con la persona que más veces me ha interrumpido. ¿Qué acción?: por ejemplo, hablar con esa persona y establecer alguna pauta que nos ayude a los dos, concentrar llamadas en horas determinadas, mandar un email si son temas de menor importancia, o cosas por el estilo.

Continuar leyendo “Hábitos con el teléfono móvil”

10 cosas que te sucederán cuando planifiques de verdad


planificacion

Lo cierto es que somos seres organizados. Lo que ocurre es que queremos mejorar nuestra organización improvisando constantemente. O recurriendo a herramientas diversas con la esperanza de que nos indiquen el camino a seguir, sin esfuerzo. Pero ya sabemos que no existe el éxito sin esfuerzo y menos si ese esfuerzo está carente de rumbo. La mayoría de las personas que (creen que) planifican tienen la reuniones, citas y eventos anotados en su agenda, bien. Algunas personas, pocas, incluyen en su planificación hitos importantes para evitar incumplir plazos, muy bien. Muchas menos fijan fechas para realizar tareas, magnífico. Casi nadie utiliza su planificación para establecer las acciones necesarias para alcanzar los objetivos, excepcional. Porque nadie les ha enseñado a hacerlo.

Cada vez hay más apps para ayudar a mejorar la productividad personal, al menos eso prometen. pero todas esas herramientas son listas de cosas a hacer, con colorines, alarmas y etiquetas diferentes.

Continuar leyendo “10 cosas que te sucederán cuando planifiques de verdad”